La exposición «Barcelona 1700. De las piedras a las personas», quiere ser una aproximación a la sociedad barcelonesa de principios del siglo XVIII.

Barcelona 1700

Barcelona 1700

Las intervenciones arqueológicas efectuadas en el recinto del antiguo mercado del Born han hecho posible conocer en detalle un fragmento de la trama urbana de Barcelona, así como hallar rastros de la vida que se desarrolló en la ciudad.

De entre la gran cantidad de documentación conservada, los testamentos de los vecinos de la zona y los inventarios correspondientes a muchas de las viviendas descubiertas nos han permitido conocer de primera mano cómo se vivía en la Barcelona del momento.

En Barcelona, capital de Cataluña, vivían poco más de 38.000 personas. Era una población muy diversa, con un gran número de ciudadanos procedentes de distintas localidades y culturas. Se trataba de una sociedad conectada con el mundo gracias a una fuerte actividad comercial, bien alimentada y apasionada por los dulces, fuertemente marcada por la religiosidad y la superstición, amante de los colores vistosos y los ornamentos en la indumentaria, que se entregaba a la fiesta, el baile, la música, el teatro y el juego.

Exposició “Barcelona 1700. De les pedres a les persones”, El Born CC 13.12.2013 Fotografia Pere Virgili

Barcelona 1700

La exposición muestra unos 1.800 objetos que se encontraron durante la intervención arqueológica y que han aportado nuevos y valiosos conocimientos para poder configurar un retrato de la vida cotidiana de los habitantes de Barcelona de hace tres siglos. La inmensa mayoría de las piezas se exponen en la gran vitrina de la Sala Villarroel y constituen, a su vez, un gran homenaje a los habitantes del barrio que fueron expulsados después de 1714. Aquellos objetos que ellos no se pudieron llevar consigo en 1716 y 1717 cuando fueron expulsados de sus casas, la Barcelona del siglo XXI los ha recuperado para mostrarlos al mundo.